Los lentes de la verdad: Parte II

Continuando con relación al post anterior hoy vamos a continuar hablando de como nuestros modelos mentales condicionan como percibimos la realidad. Puntualmente vamos a focalizar en los cuatro filtros que según Fredy Kofman hacen que organicemos el mundo que observamos de determinada manera.

Estos filtros son:

  • La biología
  • El lenguaje
  • La cultura
  • La historia personal

Biología

Este el primero de los cuatro filtros. Y esto es así debido a que los humanos estamos limitados por nuestros sentidos; las cuales a su vez son limitaciones fisiológicas. Por ejemplo: la visión de un águila es mucho más aguda que la de una persona. Los sonidos graves que puede escuchar un elefante, no puede un humano, etc.

Estos son los motivos por los cuales se desarrollan diferente aparatología como ser un radar o sonar que nos permitan expandir el rango de percepción. Basado esto se concluye que:

“La imposibilidad de percibir implica la imposibilidad de actuar”

Hay sonidos que no percibimos, colores que no vemos, energías que no sentimos, pero que sin embargo no justifica su inexistencia, sino nuestra limitación de percibir el mundo tal cual es.

Según Maturana y Varela la concepción de que el mundo está “allí afuera”, no tiene razón de ser. Ya que el exterior solo produce efectos sobre el sistema nervioso, pero la experiencia con respecto a este mundo depende e la estructura del sistema nervioso del sujeto; más que de lo externo.

Un ejemplo sería un paisaje que observan dos personas, siendo una de ellas daltónica. El paisaje es el mismo pero las longitudes de onda que puede percibir cada una son distintas.

Lenguaje

El lenguaje es el medio por el cual se estructura la conciencia del ser humano. Permite que el mundo sea comprensible para el sujeto.

Sin embargo al estructurar la mente también define e influye en la percepción que se posea del entorno. Investigadores del tema concluyeron que las categorías lingüísticas pre condicionan y definen la percepción, en otras palabras:

Uno no habla de lo que ve, sino que ve sólo aquello de lo que puede hablar”

Esto se debe a que uno es cognitivamente ciego más allá de su lenguaje. Solo puede actuar de forma razonable respecto a lo que sus categorías lingüísticas le permiten experimentar.

Cultura

Según Edgar Schein “la cultura es un patrón de supuestos básicos compartidos, aprendidos por un grupo durante el proceso de resolver problemas de adaptación externa e integración interna.”

A lo largo de la historia los miembros de un grupo se enfrentan a desafíos, en consecuencia desarrollan un hábito o forma habitual para enfrentar las situaciones o emprender acciones.

Al igual que los hábitos personales, si no son revisados se vuelven rígidos y se convierten en la única forma de resolver las cosas. Lo que genera que en épocas de crisis no se posea la versatilidad y flexibilidad de adaptarse al momento vigente.

Historia Personal

Tu sexo, religión, familia, cultura, condición social, etc., crean un globo de experiencias las cuales van a terminar conformando el mapa o modelo mental que utilizarás para moverte en el mundo.

A lo largo de la vida todas estas ideas se guardan en el inconsciente, en donde habitan juicios, actitudes y comportamientos que uno considera “obvios”.

Nuestra historia, no es nuestro pasado. Es nuestro presente.  Todo el tiempo estamos haciendo proyecciones desde el pasado hacia el presente. Cuando el modelo se haya atado al pasado la persona puede desarrollar patrones que recrean varias veces una experiencia traumática.

 

 

 

Anuncios

Los lentes de la verdad

 

 entradas

¿Qué ves?

Puede parecer una pregunta simple. Pero encierra el porqué de muchas de las cosas que nos pasan diariamente.

¿Es un vaso? ¿Son dos caras? O ¿Son las dos cosas? ¿Quién está en lo cierto?

Muchas veces nosotros creemos saber qué es lo que estamos viendo, tenemos la certeza absoluta de que es así, y que no puede ser de otra forma. No debiera ser de otra forma. Pero ninguno de nosotros nos preguntamos (o al menos en la mayoría de los casos):

¿De dónde viene mi manera “correcta” de ver la imagen?

Estas imágenes nos permiten ver cómo estamos inmersos en un mundo ambiguo donde yo poseo una manera de interpretar la “realidad”. Está claro entonces que habrá otras personas que tendrán su versión de lo que es “real”. Por lo tanto ya se puede ir pensando que esto abre la posibilidad a que surgen distintos conflictos sobre una misma cosa, situación, persona, etc.

Lo fundamental es darnos cuenta de que la imagen no está en el monitor. Solo son un conjunto de pixeles blancos y negros; es nuestra mente quien compone la imagen.

 cubo-de-necker

¿Cuál es la orientación que posee este cubo? A estas imágenes se las llaman “multiestables” dado que permiten diferentes interpretaciones aunque todas válidas. Por lo general vemos de a un dibujo por vez, siendo muy difícil ver simultáneamente las dos formas.

Entonces si la figura es la misma; si nuestros ojos son los mismos ¿Por qué algunos ven un dibujo u el otro? Depende de los supuestos que se usen para interpretar la información que tus ojos llevan al cerebro. Y estos supuestos están activos de manera preconsciente, lo que se conoce con el nombre de modelos mentales.

“Son supuestos profundamente arraigados, generalizaciones, ilustraciones, imágenes o historia que influyen en cómo entendemos el mundo y cómo actuamos en él”. Peter Senge

Actúan todo el tiempo, permanentemente, atravesando, relaciones, trabajos, culturas y demás. Son los que permiten que le demos un sentido a la realidad. Sin embargo, nos limitan en nuestras interpretaciones y acciones.

Porque estos modelos mentales definen cómo percibimos, sentimos, pensamos y actuamos.

¿Un cristiano piensa como un hinduista? ¿Un empleado piensa como el CEO de una corporación? ¿Un niño como un adulto? No, simplemente están limitados por las creencias que ellos tienen con respecto a lo que les dijeron que eran y por ende que creen ser.

Sin embargo el problema no está en las diversas maneras de “ver”. El conflicto aparece cuando cada persona considera que su versión es la única, que no puede ser de otra forma, que es razonable (obviamente para quien emite el juicio).

Nos aferramos tanto a nuestra visión del mundo que en lugar de expandirnos integrando diferencias en una visión común no encerramos en lo que creemos. Los resultados están a la vista todos los días.

Para Fredy Kofman los modelos mentales son fundamentales para vivir y son invisibles (tanto que desaparecen de la consciencia). Estos modelos son individuales porque están condicionados por:

  • La biología
  • La cultura
  • La historia personal

Cuando se logra comprender que los modelos mentales son fundamentales, inconscientes y diferentes. Se puede comprender los diversos conflictos humanos según Kofman.

Se les suele decir que son como un arma de doble filo ya que son importantes porque nos permiten generar una rutina. Si todos los días nuestra mente volviera a cero tendríamos que comprender y analizar todo en todo momento, lo que no sería muy efectivo Habría que evaluar una infinidad de posibilidades.

Estos modelos nos permiten captar la realidad con sentido. Pero el filo de la navaja está en que la realidad que se capta no es la realidad real sino la que nuestros modelos filtran. Son necesarios pero si no recordamos que los poseemos caeremos en el totalitarismo de percepción de la realidad. Distintos modelos mentales generan distintas interpretaciones sobre un mismo hecho.

Como mencione arriba nos permiten generar una rutina, fundamental para la vida para responder con efectividad pero a un alto costo: son automáticas e inflexibles.

Gregory Bateson nos habla de la “economía del hábito”, afirmando que la economía está dada justamente porque no es necesario ponerse a reexaminar ni redescubrir las premisas del hábito cada vez que el hábito es utilizado.

En base a esto podríamos decir que uno desarrolla el hábito de no examinar los hábitos. Hacer cosas en automático ahorra energía, hacerlo en medio de una tormenta, es peligroso.

Sirven y son necesarios, pero la adaptabilidad y flexibilidad con respecto a los cambios del contexto es lo que permite la supervivencia de las especies.

 

 

¿Que escucho cuando escucho?

¿Cuántas veces reaccionamos a partir de escuchar solamente nuestros pensamientos? ¿De nuestras interpretaciones?

¿Cuántas veces escuchamos lo que nadie dijo? ¿Y actuamos sin chequear nuestra escucha?

Debemos aprender a tomar consciencia de lo que estamos pensando, de cómo actuamos en automático. De cómo estamos observando el mundo que nos rodea y como nos vemos a nosotros mismos en cada oportunidad.

¿Por qué digo lo que digo? ¿Desde dónde lo digo? ¿En qué momento lo digo? ¿Qué quiero lograr? ¿Lo estoy logrando?

¿Es difícil? Sí, no voy a mentirte. Hasta para quien les escribe, le es difícil;  y todos los días se le escapa la tortuga.

Hace unos días hablando con un amigo me dijo que, parafraseando un poco, la vida es lo que pasa ahí afuera. Y concuerdo con él, todos somos iluminados dentro del templo (o lugar donde nos capacitamos), y afuera es donde debe de ponerse en práctica lo que se aprende.

Sólo la práctica hace al maestro. Y es importante ponerlo en práctica, sino deja de tener sentido las capacitaciones y/o terapias que hacemos. Las cuales todas, sin importar el origen de la misma buscan las mismas cosas:

  • . Encontrar nuevas formas de hacer las cosas para que sean más satisfactorias.
  • . Poder elegir la forma en que pensamos y crear diferentes maneras de alcanzar los objetivos y el bien-estar.
  • . Para obtener diferentes resultados en nuestras vidas a lo que estamos teniendo.

Vuelvo a repetirlo no es fácil. A mí me cuesta y todos los días vuelvo a empezar, porque todos los días me caigo. Un poco a veces y otras termino en el piso por knock out. Pero si no lo hacemos estamos perdiendo tiempo. Y estamos siendo deshonestos con nosotros mismos.

Y esa creo que es la parte más difícil. Darnos cuenta de que como veníamos nos lastimábamos a nosotros mismos, y también a otros. Entonces es inevitable sentirse culpable. Y también desagradable es tomar contacto con el pus que se tiene dentro.  Pero si no la sacamos la infección puede llegar al hueso, si es que no llego ya.

“Normalmente damos por sentado que lo que escuchamos es lo que se ha dicho y suponemos que lo que decimos es lo que las personas van a escuchar”

Rafael Echeverría

Cuando el medico toca sobre la inflamación y duele, ¿es culpa del médico?. El cirujano corta, hiere, lastima para sacar algo que está dentro de nosotros pero que a futuro tendría consecuencias más graves. Es un mal menor por un bien mayor.

Con esto no estoy diciendo que tenemos la verdad sobre los otros, al contrario, estoy hablando de nosotros justamente. Debemos aprender a ser cirujanos de nuestra vida y ver donde están nuestras infecciones para removerlas, y sanar.

Por eso cuando escuchamos y algo nos molesta ¿qué infección o herida estará tocando?

¿Nos vamos a poner mal? Seguramente. Pero después hay que ponernos felices, porque ya sabemos dónde tenemos infecciones que sanar.

Mi amigo diría, “Está muy bueno, pero en la práctica no se puede, no todo es así en la vida”.

Y le diría: está bien, está muy bien. Hagamos lo que podamos.

Todos hacemos lo que podemos; ¿Quién está sano realmente?. Esto no me cuesta para nada entenderlo, si me cuesta mucho vivirlo. Pero si no empezamos a practicar, mal, regular bien…como nos salga. Nunca nos vamos a sanar y tarde o temprano vamos a estar leyendo o estudiando las mismas cosas, de nuevo.

Estamos condicionados por:

  • Nuestra biología
  • Nuestra historia de experiencias personales
  • La historia de la relación
  • El trasfondo histórico
  • Las prácticas sociales
  • Nuestras distinciones personales
  • Nuestro estado emocional
  • Nuestras creencias, intereses e inquietudes.

Por ende ¿Cómo te voy a escuchar?

No solo eso, sino que también en la escucha depende:

  • Qué decimos
  • Cómo lo decimos
  • Acción involucrada
  • Qué consecuencias tiene para mi
  • Reacción
  • Trasfondo de obviedad
  • Discurso histórico
  • Pautas culturales/sociales
  • Emocionalidad
  • Confianza

La escucha siempre irá acompañada de las interpretaciones que tiene la persona de lo que el otro dice debido a los condicionantes previamente mencionados.

Por eso me vuelvo a preguntar ¿Cómo voy a escuchar?

Desde que nos levantamos estamos inmersos en diálogos internos y conversaciones con quienes nos rodean. Compartimos opiniones, puntos de vista, recibimos pedidos y hacemos ofrecimientos, etc.

¿Como amplía o limita la escucha nuestra posibilidad de encuentro con quienes nos rodean?

Hace poco tuve examen y me fue mal, por eso hoy vuelvo a estudiar. Hasta que no me olvide y  al fin aprenda.

Chakras: La Central Eléctrica del Ser

La palabra chakra proviene del sanscrito, un antiguo lenguaje de la india, la cual significa “rueda”. Básicamente son centros energéticos que se encuentran situados en distintas zonas del sistema humano; los siete principales, y tal vez más comúnmente conocidos, son los que se ubican a lo largo de la columna vertebral. Sim embargo existen más de siete ubicados en los distintos campos energéticos del hombre.

Como suele suceder, esta información era conocida por varias culturas, siendo conscientes de cómo estos centros energéticos operan sobre el ser como espejo de las leyes y energía universal. Los siete chakras principales rigen órganos, glándulas, emociones, sentimientos, pensares y forman una especie de circuito eléctrico, todos están interconectados entre sí. Por lo tanto para lograr estar en equilibrio, centrado, Zen, estos centros tienen que estar calibrados y aceitados. Con que uno solo esté desintonizado de su frecuencia, se altera el flujo energético; una especie de desorden, que termina manifestándose en todos los niveles.

Para hacerlo gráfico, tomemos un cuento de ejemplo.

Imaginemos una ciudad (nuestro cuerpo), para que esta ciudad se desarrolle y se expanda necesita de energía, una central eléctrica (los chakras). Para que esto sea viable la cantidad de generadores eléctricos debe ser tal, que permita que sea posible (7 en este caso).

Ahora bien, supongamos que empieza a fallar uno de los generadores, es decir que ahora tenemos 6. Para que la ciudad pueda seguir satisfaciendo sus necesidades energéticas, estos 6 van a tener que traccionar por 7, lo que genera que deban de hacer más fuerza cada uno de estos (desequilibrio).

Esto puede funcionar a corto plazo, pero si no se toman medidas para reparar el generador, tarde o temprano, los otros comenzaran a fallar por el uso desmedido. La ciudad seguirá creciendo o expandiéndose (o no) pero con un límite muy claro a futuro…los cortes intermitentes, y al final….el apagón.

Entonces, las autoridades (consciencia) de la ciudad no tienen idea de cómo reparar el o los generadores por lo que empiezan a comprar, importar, energía del exterior. Son otras ciudades, otros cuerpos.  Dando inicio a los verdaderos “juegos del hambre”, el vampirismo energético. La dependencia.

Al principio parece una buena idea, hasta es más barato! Pero con el tiempo, algo falla, aparecen cortes zonales cada tanto. Empiezan a quemarse equipos de audio, tv, celulares, etc.

Pero por qué?

Las autoridades no se habían percatado que su ciudad operaba con calidad energética 1400 y la que ellos importaban era de menor calidad, 680, no tenía suficiente octanaje. Ni siquiera era ecológica.

Que deciden hacer?

Lector: Invertir!!!

Yo: NO!, cambian de proveedor!!

Y la razón es simple. Pasa que transcurrió tanto tiempo desde que comenzó a fallar el generador chakra y comenzó a importarse energía de Ciudad LowCost y Asociados que se olvidaron que podían reparar su propio generador. No se daban cuenta. Y así siguieron por la ruta “Rueda del Samsara”…. Ruta Siempre lo Mismo.


No muy lejos de ahí, cruzando el río, existe una metrópolis gigante. Radiante. Altamente tecnológica y ecológica. Años atrás también habían sufrido un desperfecto en uno de sus generadores y también al principio decidieron importar energía. Pero un día se percataron de que poseían un generador.

No poseían los conocimientos para repararlo, pero se dieron cuenta de que esa era la única forma de crecer y ser libres con energía de calidad. Por lo que mientras importaban lo que podían, destinaban ingresos a capacitarse.

Visitaron el taller de limpieza de aceite Vacuidad Buda SA, para el reemplazo de líquidos (emociones) correctos. Asistieron a los seminarios de aumento del cableado de transmisión energética del Dr. Mikao Usui y el Lic. Tai Chi. Llevaron a cabo una reingeniería en la estructura de la central eléctrica gracias a los estudios realizados en el MIT “Dando es como se recibe” dictado por el Magister Jesús el Cristo, sponsoreado por el Banco “Conciencia Universal”, lo que permitio bajar costos y otorgar beneficios de pago a los que menos tienen en la ciudad. Se capacitaron en planificación en la universidad de alta sabiduría “Universidad Universal Meditacion: Casa de iluminados”. Y otros tantos cursos más.

Hoy poseen mucha energía. Hoy exportan energía y muy barata para que llegue a quien necesite. También hoy hacen rondas internacionales capacitando a los que quieren aprender. Solo que ellos trabajan con calidad normas ISO Nivel Trascendencia. Y para recibir esta energía las máquinas deben de estar preparadas, sino les daría un golpe eléctrico y se quemarían.

Pero en Ciudad Luz siempre están dispuestos a ayudar a cualquiera a reparar y mejorar sus centrales eléctricas.

Pero son las autoridades de la Ciudad Yo Soy los que deben decidir si invertir y asegurar su calidad de vida o depender y ceder sus posiblidades de expansión.

Reiki del Recuerdo

Reiki es una palabra de origen japonés la cual se compone de dos partes.

REI: Significa “espíritu” o “espiritual”, milagroso, divino, etéreo.

KI: Significa energía.

Por lo que su traducción podría ser “energía vital”, “energía universal” o como suele decirse en el rubro “energía vital universal”. Consiste en una canalización de energía y de la transferencia de la misma a través de la imposición de las manos.

Lo que se conoce como Reiki Tradicional fue desarrollado hace ya casi 100 años aproximadamente en Japón. Su redescubridor y desarrollador de la técnica, Mikao Usui.

Utilizo la palabra redescubridor debido a que desde tiempos ancestrales se ha conocido el uso de la energía no solo para la sanación de dolencias físicas, sino como método para restablecer el equilibrio y la armonía de todo el sistema que se conoce como Humano. El cuerpo solo es la parte más visible de todo este sistema.

En la milenaria China se trabaja con el concepto del Chi, la energía femenina y masculina (Yin y Yang) que recorre todo nuestro cuerpo a través de los meridianos estableciendo el equilibrio. Es el cuarto río de vida de nuestra tierra prometida, el cuerpo. Realiza el mismo recorrido que el sistema circulatorio sanguíneo, el sistema nervioso, y el linfático.

Desde India la filosofía del Yoga, de la unión, nos dice que estamos formados por un entramado de canales etéricos llamados nadis, a través de los cuales fluye la energía, el prana. Siendo Ida y Pingala, fuerzas positiva y negativa actuando en armonía, para formar una tercera.

Si bien usan distintas técnicas, bien trabajan sobre lo mismo, los campos energéticos del ser humano.

El Reiki es una energía que armoniza, limpia y sana todos los cuerpos (físico, mental, emocional y espiritual). Actúa sobre los bloqueos que evitan que circule libremente el flujo de la energía. Para lo cual el reikista es un facilitador de esta tarea, es un canal. Una antena activada para captar niveles sutiles. No transmite su energía biológica, transmite la energía vital universal.

Lo que diferencia al Reiki de otros sistemas de sanación es que para volverse un receptor de esta energía wifi del universo se requiere de una iniciación. Donde se le comunica al cosmos, a la creación, la divina conciencia, el yo de manera consciente que aceptamos ser canales de la energía y nos sentimos preparados para dicha tarea.

Luego obviamente, la practica hace al maestro. Mientras más práctica, más poder de canalización.

Desde que se dio origen al concepto Reiki, la palabra fue utilizada para representar la canalización de la energía. Y el tiempo y los distintos maestros permitieron el florecimiento de diferentes técnicas. Algunas derivadas del método tradicional, otras no.

Reiki Tradicional Usui, Tera Mai, karuna, Tibetano, Tao, Egipcio, Kundalini y muchos otros, nos permiten adoptar el que mejor se adapte a nosotros. No hay uno mejor que el otro. La energía vital universal, es Universal, es sólo una. Todos los caminos conducen a Roma. En este caso a la evolución de la consciencia y sanación del ser.

El que llegue a tu vida, es el que tiene que ser. El que te llame la atención, es el que tiene que ser.

Hasta que un día la energía madre te recuerde que no tienes que ser.

 Ya eres.

El Fuego de Dios en la Tierra

El fuego, uno de los cuatros elementos, que en conjunto con los tres restantes forman un quinto elemento en equilibrio.

Desde que el humano pudo percibirlo, identificarlo,  por primera vez con su pequeña consciencia quedo hipnotizado por él. Siempre admirando, respetando y aprovechándolo. Al principio para sobrevivir. Luego para trascender.

Puede fomentar el desarrollo de la vida o puede arrasarla, sin embargo según la situación, no siempre es bueno el calor y no siempre es buena la quema. Es acción, es impulso, es volátil. Y tal vez por eso nos gusta creer que podemos controlarlo, manejarlo, direccionarlo. Tal vez entendemos tan bien su poder creativo y destructivo, que nos hace bien pensar que puede ser manipulado; cuando sabemos que no es así y aún hoy en el siglo 21 continúa siendo complejo “controlar” incendios de cualquier índole.

 En el mundo hay mucha información proveniente de historias, sociedades, historiadores, arqueólogos, religiones, etc., que nos habla de la función que tuvo desde lo más básico como ser calentarse hasta lo más simbólico como ser la representación del Espíritu Santo, por citar un ejemplo.

Es a lo largo de esta historia de la humanidad que estuvo presente en todos los aspectos de la vida, muchas veces representado como el Sol.  Siempre constituyo el nexo entre lo divino y lo humano, sin embargo su nombre fue cambiando según los distintos tiempos para adecuarlo a lo que se vivía en el momento. Para los egipcios era Ra supervisor de los ciclos de vida, muerte y resurrección. Para los cristianos el Espíritu Santo, la Shekinah para los judíos, la Kundalini para el hinduismo, el prana para los tibetanos, el Chi para los chinos, el Ki para los japoneses.

En todos los casos siempre que se logró el contacto con este fuego (o energía a partir de ahora), se comenzó y realizó un proceso de purificación de todos los cuerpos (físico, mental, emocional, espiritual) en todos los grandes avatares, dando comienzo a sus procesos de evangelización. Y también en aquellas personas que han logrado comprender, practicar y vivir el fuego de la vida.

Todas las personas son capaces de acceder a esta energía, de realizar este contacto, existen infinidad de técnicas para llegar a Él, para que cada persona pueda aprovechar la que mejor se adapte a ella. La energía, el fuego, llega desde los confines de la existencia, desde el centro de energía primaria del universo y lo baña todo en su viaje.

La energía es una frecuencia, como si fuera una onda de radio, y como tal para poder escucharla, accederla, debemos sintonizar el dial correcto. Tener el password de acceso, los códigos. Y el universo es tan abundante que los entrega, están ahí, pero es uno el que debe de querer acceder.

Una de estas técnicas es el Reiki. La cual es nada más…y nada menos, que una técnica para canalizar esta energía. Nos permite actuar como antenas receptoras de la energía para plasmarla a estos planos de consciencia. Y el fuego vital que bajamos al ser la célula madre, limpia, armoniza y sana. Es el fuego que baja para quemar todas las impurezas que nos bloquean o nos dificultan la experiencia de la vida. Es el fuego de Dios en la Tierra.